Ya se está disputando la pesadilla de The Barkley Marathons 2021
Foto: Facebook // Karel Sabbe Ultrarring
Actualidad / Running / Ya se está disputando la pesadilla de The Barkley Marathons 2021

Ya se está disputando la pesadilla de The Barkley Marathons 2021

Con menos fanfarria de lo habitual, la edición The Barkley Marathons 2021 ya ha comenzado.

La prueba es conocida mundialmente como la carrera de resistencia más dura del mundo: 160 kilómetros con 20.000 metros de desnivel acumulados con un límite de sesenta horas.

El recorrido consta de cinco vueltas, sin marcar, de navegación libre por parte de los corredores, en el que deben encontrar libros escondidos y arrancar páginas que entregarán como prueba al organizador de la carrera tras completar cada vuelta. 

Para la mayoría de los participantes de la Barkley Marathon, la distancia es la menor de sus preocupaciones principales.

El aumento del desnivel extremo, la importancia de la navegación y las condiciones impredecibles hacen de esta prueba, un verdadero infierno.

La historia del Barkley Marathon

Todo se remonta a un hecho histórico: El asesinato de Martin Luther King en 1.968 a manos de James Earl Ray.

Ray, tras ser condenado, fue enviado a una prisión en Tennessee, en medio de la nada y en medio de montañas, Brushy Mountain, donde estaban recluidos los peores criminales del país.

Ray logró escaparse. Durante sesenta horas, se le estuvo buscando por la zona, logrando encontrarle a apenas ocho millas de prisión. Imaginaos cómo debe ser el terreno: dos días y medio fugado y apenas pudo recorrer doce kilómetros de distancia.

Esta historia inspiró a los fundadores del Barkley Marathon,  Gary “Laz” Cantrell y Karl Henn, que decidieron explorar la zona con sus propios ojos. Era 1.985. Un año después, fundaron la carrera que hoy celebra su edición número 35.

Keith Dunn, el contacto en la prueba

Keith Dunn, que desde hace tiempo es la única fuente fiable de información una vez que la carrera está en marcha, tuiteaba lo siguiente: "Tras un breve recuerdo a los miembros de la familia Barkley que ya no están con nosotros, el cigarrillo se encendió a las 3:04 a.m. The Barkley Marathons 2021 ha comenzado".

La carrera es famosa por comenzar una hora después de que el fundador Gary "Lazarus Lake" Cantrell sople la caracola.

La durísima carrera de 100 millas a través del Parque Estatal de Frozen Head, en el noreste de Tennessee, fue cancelada en 2020 debido al COVID, y la carrera de este año es un poco diferente a las anteriores, con pasaportes COVID, mascarillas y distanciamiento en la salida.

Barkley Marathons
Foto: The Real Keith

Los participantes (con un tope de 40 incluso en tiempos normales) deben estar vacunados o haber pasado el virus y haberse recuperado. Por razones obvias, casi todos los participantes son de Estados Unidos, y hay más "vírgenes de Barkley" (es decir, primerizos) que de costumbre.

Courtney Dauwalter y Jared Campbell compitiendo

El campeón del UTMB de 2019, Courtney Dauwalter, y el tres veces finalista de la Barkley, Jared Campbell, han tomado parte en la prueba este años. En 2019, Campbell tuvo que abandonar tras torcerse el tobillo en la primera etapa.

Sólo 18 corredores a lo largo de sus 35 años de historia han terminado la famosa maratón de Barkley, precisamente en 2017 fue un triatleta el único capaz de hacerloJohn Kelly, que lo hizo en 59 horas, 30 minutos y 53 segundos.

En la edición de 2018 ningún corredor fue capaz de terminar más de 3 vueltas. Por primera vez en la historia de esta carrera celebrada desde 1986, nueve mujeres fueron admitidas por primera vez en 2018, pero ninguna ha sido capaz de terminarla por ahora.

En 2019 todos seguimos atentamente la evolución de la ultracorredora británica Nicky Spinks, la canadiense Stephanie Case y a otras mujeres que se atrevieron con el recorrido, pero no tuvieron éxito. Veremos si Courtney Dauwalter se convierte en la primera en hacerlo.

Un reloj analógico sin más

La carrera, una curiosa mezcla de ultratrail, desafío de orientación y búsqueda de los libros escondidos, tiene lugar en un recorrido que no está marcado, y los relojes GPS están prohibidos.

En el pasado, los corredores recibían un reloj Casio para controlar su tiempo (Dunn han informado que la versión de este año es "un reloj de bolsillo analógico sin complicaciones"), y cambian de dirección después de las dos primeras vueltas.

Los corredores deben encontrar una serie de libros, que sirven de "puntos de control". Para demostrar que han pasado por cada punto de control, deben arrancar las páginas correspondientes a su número de dorsal y entregarlas a Laz en el campamento después de completar cada vuelta.

Las horas previas al comienzo de la prueba fueron pasadas por agua, y las primeras anécdotas no se hicieron esperar: un corredor regresó 40 minutos después de la salida porque había olvidado su dorsal y otro empezó a correr con 58 minutos de retraso, mal asunto para una prueba tan dura.

Empezando la segunda vuelta

En las últimas horas, la lluvia y los truenos han vuelto a hacer acto de presencia. Diez horas después del comienzo de la prueba, ningún corredor había terminado la primera vuelta. Poco después, Jared Campbell y Luke Nelson completaron la vuelta uno en 10:21:18 y 10:21:19 respectivamente y comenzaron la segunda vuelta tras 10 horas y 40 minutos de carrera.

Por su parte, Maggie Guterl, Courtney Dauwalter, Chris Hanlon y Liz Canty también han conseguido terminar la primera vuelta en 10:44-10:45.

Seguiremos informando, ¿tendremos algún finisher de esta nueva y atípica edición de la carrera más dura del mundo?

ARTÍCULOS RELACIONADOS