6 cosas que nunca quieres oír en una carrera
Foto: Facebook // Triatlón Atlético
Trucos y curiosidades / Triatlón / 6 cosas que nunca quieres oír en una carrera

6 cosas que nunca quieres oír en una carrera

El que no haya vivido esa sensación de "amorodio" al sonar el despertador el día de competición que abandone la sala. Esto del triatlón nos encanta tanto como estrés y pereza nos puede llegar a causar.  Cuántas mañanas habremos pensado eso de "¿qué necesidad tengo?" al parar la alarma el día de una competición.

Cierto es que, cuando cruzamos la línea de meta, todas esas sensaciones pasajeras se esfuman para dar paso a la satisfacción y las ganas de más, pero vaya cacao de pensamientos hasta ese momento.

Para colmo a ese conjunto de nervios, pereza, estrés e incertidumbre que surge siempre antes de triatlón se pueden sumar ciertas situaciones o frases que no facilitan precisamente la cosa. Sí, hablamos de esas cosas que nunca quieres oír en una carrera.

"Está helada"

"Pfff", "brrr", "está helada". Si encima eres de los que se toma el primer segmento como "un puro trámite" seguramente el estrés aumente un poco más mientras imaginas esa sensación de ansiedad y dificultad para respirar en los primeros metros de la natación.

Incluso si ese día tienes la suerte de nadar con neopreno nada te salvará de ese primer hilillo de agua bajando por tu espalda.

"Hay olas"

Genial, claro que sí. ¿Entonces me llevo la tabla de surf? Si tu nivel de natación no es lo suficientemente malo por si solo nada mejor que acompañarlo de un día con el mar revuelto. Lo mejor aquí son las fotos saliendo del primer segmento: ni un auténtico actor conseguiría tanto dramatismo.

"Hay medusas"

Apaga y vámonos. Esos "bichos" producen en algunos más pánico que una amenaza de bomba. Más de uno hasta se plantería sentarse en una terraza a ver la prueba tranquilamente si escucha esa frase.

"Pssssss"

Sí, amigo, es el aire abandonando el interior de tu rueda o lo que es lo mismo, un pinchazo en toda regla. Si estás compitiendo en media o larga distancia y has sido previsor lo mismo puedes medio salvar la prueba, pero si te pasa en corta lo mejor es que esperes a que pase la moto o el coche de turno.

El ruidito de tu cadena saliéndose

Pocas cosas más frustrantes se pueden vivir en un triatlón que la de ir bien posicionado en un grupo de bici y ver como se sale la cadena de tu bici. En ocasiones un simple cambio de plato soluciona el problema si eres rápido, pero hay quienes de repente se han visto relegados a tierra de nadie tras bajarse a colocarla de nuevo.

El ruido de una moto

El sonido de la moto del juez acercándose a ti te pone un poco nervioso, reconócelo. Sobre todo cuando se trata de una prueba sin drafting y sabes que un fallo tonto en el sector de bici puede arruinar tu carrera.

No hablemos de pruebas con tiempos de corte en las que hayamos tenido un mal día o algún percance y andemos justos: "Se acabó, estoy fuera" pensarás. Con suerte el juez pase mirando su reloj y analizándote de manera meticulosa pero sin dirigirte una palabra. Aunque, oye, muchos suelen sonreír y hasta te animan.

ARTÍCULOS RELACIONADOS