Materiales / Ciclismo / Cómo escoger (bien) cuadro de bicicleta de triatlón

Cómo escoger (bien) cuadro de bicicleta de triatlón

Comprar el cuadro de tu nueva bicicleta de triatlón puede ser igual o más difícil que decantarse por una bici u otra. Los materiales, las dimensiones, los ángulos y nuestras preferencias determinan la elección, pero ¿Cómo escoger bien el cuadro? Aquí tienes una guía que puede ayudarte.

¿En qué se diferencia una bicicleta de triatlón de una de ruta?

Las principales diferencias entre una bici de triatlón y una de ruta residen en lo que respecta a la geometría, la construcción y el ajuste.

Geometría

Las bicicletas TT deben cumplir con las reglas de la Unión Ciclista Internacional (UCI), que requiere que la punta del sillín esté a 5 cm del centro del soporte inferior.

Mientras, las bicicletas de triatlón, libres de reglas, a menudo tienen un ángulo en el tubo más pronunciado que lleva las caderas hacia adelante y salva los isquiotibiales para la carrera.

En la mayoría de las ocasiones, los fabricantes ofrecen el mismo modelo de bicicletas de triatlón como de contrarreloj. Estas últimas permiten el ajuste para adaptarse al evento en concreto.

Construcción

Este factor diferenciador es el más visual, ya que las bicicletas de TT normalmente tienen cajas de almacenamiento adicionales y equipos necesarios para abordar un triatlón, integrado o agregado como productos de recambio.

Muchas bicicletas de triatlón de gama alta vienen con cajas en los tubos superiores y sistemas de hidratación atornillados y ranurados en el bastidor, así como soluciones integradas en otras áreas de la bicicleta para almacenar herramientas en caso de pinchazo.

Ajustes

Las necesidades de un ciclista y un triatleta son diferentes. En una contrarreloj, la única preocupación del ciclista es llegar a la meta en el menor tiempo posible, sin embargo, el triatleta quiere lo mismo, pero sin una configuración muy agresiva, ya que luego tiene que lidiar con la maratón.

Un triatleta quiere que sus antebrazos estén más separados en las extensiones.

Además, para tener menos presión sobre las caderas y los isquiotibiales, es bueno tener la tija del asiento en su bicicleta triple más adelante. 

¿Y si miro mejor una de ruta con acoples?

La otra opción a las bicicletsa de triatlón es una de ruta con acoples. La función del acople es mejorar la aerodinámica, pero ¿cómo la mejora?

La aerodinámica que ofrece una bici de ruta con acoples frente a una de triatlón es diferente.

Sin embargo, con una serie de premisas, esta última puede obtener resultados muy similares sin que el dinero invertido en ello sea determinante en los resultados.

La bici acoplada con un acople, -valga la redundancia-, muy ajustable, que lleva el manillar en la posición más baja posible, con un sillín específico de triatlón que libera la presión en la zona perineal y que tiene un cuadro “aero” puede competir en igualdad de condiciones con las bicis de ruta y triatlón.

Si a estas condiciones le sumas ropa lo más ceñida posible (de manga larga) y un casco aerodinámico, el uso de una bicicleta con acoples o de una de triatlón pierde importancia frente al esfuerzo y trabajo que se desarrolle en la práctica.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que una bicicleta con acoples tiene inconvenientes.

Al colocar acoples en una bicicleta de ruta con una línea (ángulos) que no son para andar en esa posición, estaremos pedaleando en una situación forzada a nivel estructural y funcional.

Por lo general el ángulo del tronco queda en un valor por debajo del requerido para lograr una buena posición en este tipo de competiciones (half ironman y ironman) produciendo dolores y molestias durante los entrenamientos y pruebas.

Si quieres profundizar en este tema, en nuestro Canal de Youtube ya hemos hablado al respecto, calibrando las distintas opciones.

¿Cómo sé si la dimensión del cuadro es la adecuada?

Para elegir el tamaño adecuado necesitas evaluar tus dimensiones y luego analizar las características del cuadro en el mercado (dimensiones, ángulos, etc.).

1. Medidas básicas

Lo primero que debes hacer es realizar las mediciones antropométricas primeras, es decir, conocer la altura total (AT), la medida entrepierna (E) y la medida de torso (T).

La altura total (AT), distancia en centímetro entre el suelo y la parte superior de la cabeza, se mide colocándote de espaldas a la pared con los pies separados unos 20 cm.

La medida entrepierna (E), distancia entre el suelo y el punto de apoyo del cuerpo en el sillín, se consigue utilizando un objeto que simule el sillín (por ejemplo, un libro) y midiendo desde el borde superior del mismo al suelo.

La medida del torso (T), se obtiene midiendo la distancia desde la silla en la que se debe estar sentado, hasta el objeto que situemos en el punto más alto de la articulación acromio-clavicular.

cody beals acoplado ciclismo
Foto: PTO - Tommy Zaferes

2. Aproximación según la altura total

El segundo paso es realizar una aproximación al tamaño del cuadro ideal según la altura total (AT). En la web o anuncio del cuadro hay tablas que basándose en la altura total aconsejan un tamaño.

Generalmente, estas tablas difieren de un fabricante a otro por las distintas geometrías de cada uno (ángulos, relación entre longitudes de tubos, etc.)

3. Ajuste según el torso y entrepierna

Puede darse el caso de que tu altura total se encuentre entre dos medidas de cuadro, por lo que, entonces, la selección del talle se basa en las medidas de torso y entrepierna.

Si tienes un torso largo y piernas cortas lo recomendado es que escojas el talle (entre los dos que aconseja la AT) de mayor medida. Si, por el contrario, tienes las piernas largas y el torso corto, selecciona el talle más pequeño.

4. Ángulo del cuadro

La mayoría de las velas permiten un desplazamiento limitado del asiento que puede modificar en +/- 2º el ángulo efectivo. Por eso, si quieres adoptar una posición de 79-80º, deberás escoger un cuadro que te permita ese rango. Si lo que quieres es una posición menos adelantada, puedes elegir ángulos menores.

jan frodeno ironman indoor
Foto: Canyon

5. Stack y reach

A pesar de que se puede regular la posición de los apoyacodos recurriendo a distintas dimensiones y angulaciones de stems y al agregado o la eliminación de los separadores de la potencia (anillos), la correcta elección del alto y largo de la bici hará que realicemos un ajuste más fino.

¿Qué son el stack y el reach?

Está claro que estás familiarizado con estos términos, pero ¿quién en algún momento no ha dudado de cuál es cuál? Pues bien, aquí lo explicamos:

El stack es la distancia vertical entre el eje longitudinal del tubo o caño horizontal de la bicicleta y la caja de pedalier. Es comúnmente llamada la “altura del cuadro”.

El reach, por su parte, es la distancia horizontal entre el eje vertical que pasa por el centro de la caja de pedalier y el eje que pasa por el tubo de la dirección de la bicicleta en su punto más alto. Es comúnmente denominado el “largo del cuadro”.

Hay que tener muy en cuenta tanto el stack como el reach, ya que la correcta posición de los apoyacodos respecto a la caja pedalera y al asiento depende de ellos junto con la longitud y el ángulo de la potencia/stem.

gustavo rodríguez kona ciclismo
Foto: Sra. Emilia

¿Cuánto tengo que gastarme en un cuadro de bicicleta de triatlón?

Es cierto que el cuadro de la bicicleta es un elemento importante. Su material, dimensiones y ángulos ofrecen una serie de facilidades en cuanto al peso, movilidad y posición encima de la bicicleta con las que se puede mejorar el rendimiento y conseguir mejores resultados.

Sin embargo, a pesar de las ventajas que puede suponer, no es un componente decisivo en el que debas gastar la mayor parte de tu presupuesto destinado al ciclismo. Para decidir bien la selección del cuadro de bicicleta de triatlón vamos a darte unas pautas que guíen tu adquisición.

sebastian kienle palani road
Foto: Graeme Murray // Red Bull Content Pool

1. Márcate un presupuesto y no te lo saltes

El presupuesto dedicado al ciclismo en ocasiones no es demasiado holgado por lo que hay que determinar a qué elementos hay que darle prioridad.

El cuadro de bicicleta de triatlón establece la estructura y según sus características ofrece ventajas a tener muy en cuenta. No obstante, no hay que volverse locos y gastarse todo el dinero en el cuadro.

Por eso, establece un rango de precio que deseas destinar a esta compra y no te lo saltes. Cada uno tiene sus propias prioridades, -y presupuesto-, por lo que no nos mojaremos en aproximar una cifra de dinero.

Ten en cuenta los beneficios que quieres que te aporte el cuadro y compara los precios antes de realizar la compra. Igualmente, consulta las ofertas ocasionales que realizan las marcas, ya que te puedes ahorrar más dinero aún.

2. ¿Primera o segunda mano?

Esta es la pregunta más popular, antigua y frecuente entre los triatletas. En este caso estamos hablando de un cuadro de bicicleta, un elemento que, a pesar del uso, todavía puede encontrarse en muy buen estado.

En caso de querer estrenar un cuadro nuevo, tu elección tiene que basarse en los materiales, las dimensiones y los ángulos. Como ya hemos explicado antes, los fabricantes publican su tabla de medidas a partir de la cual puedes guiarte.

Por lo tanto, si quieres un cuadro a estrenar, tu compra tiene que depender del peso, movilidad y postura que desees.  

Si lo que quieres es optar por un cuadro de segundo mano, debes inspeccionarlo de cerca y constatar que está en un estado óptimo para usarlo. En este caso, lo que tienes que saber las griegas en la fibra de carbono es lo único que es muy difícil de reparar bien.  

Antes de cerrar la compra puedes considerar la opinión de un experto para verificar el estado del cuadro. Si adquieres el cuadro por vías como Ebay, asegúrate de tener la oportunidad de rechazar el trato si lo recibes en mal estado.

camilla pedersen ciclismo kona
Foto: James Mitchell / Red Bull Content Pool

3. ¿Dónde comprar de segunda mano?

Portales web como Tuvalum, Ebay, Hibike, Milanuncios o Wallapop son algunas de las recomendaciones para comparar un cuadro de bicicleta de segunda mano.

La fiabilidad del estado del producto varía entre una web y otra, por eso, lo ideal sería asegurar una posible devolución en caso de error o de mal estado.

Cada portal tiene sus propio compromiso y revisión del material, por eso estas condiciones también las has de tener en cuenta a la hora de adquirir el cuadro de bicicleta.

4. No te dejes llevar por las prisas

Una compra rápida sin comparación, ni revisión puede ser un error. No tengas prisa por adquirir el cuadro de bicicleta -de no ser urgente-, ya que apresurarte puede ocasionar la pérdida una importante suma de dinero en un producto que puede que no reúna tus preferencias.

Date tiempo y observa y compara las ofertas que las marcas lanzan en determinadas fechas. Esto puede hacer que te ahorres dinero que más tarde puedes invertir en otros componentes de la bicicleta, sin haber escatimado en el cuadro.

pablo dapena ciclismo
Foto: James Mitchell

¿Quién puede aconsejarme mejor?

La compra de un cuadro de bicicleta es importante y no puedes tomar la decisión a la ligera. Consulta a expertos y amigos cercanos entendidos que ayuden a guiarte.

Tu biomecánico

Mencionado anteriormente, la posición en la bicicleta es muy importante, ya que, si no se rueda en la postura correcta, se puede provocar daños y molestias, así como una deficiencia en la pedalada.

El triatlón requiere largas horas y kilómetros sobre la bicicleta por lo que la comodidad es prioritaria, así que la consulta a un biomecánico es fundamental.

Un experto en biomecánica te facilitará la selección de un cuadro de bici que se adapte a tus medidas.

Hemos hablado de las tablas que los fabricantes ofrecen cuya finalidad es guiar la selección del talle. Bien, resulta una buena ayuda, sin embargo, un biomecánico te personaliza la compra y te señala el cuadro que mejor se adapta a ti.

El Kaiser estará en la salida de Platja d'Aro
Foto: Instagram // Eneko Llanos

Tu mecánico

Más allá de la adaptación de tus medidas al cuadro, los materiales y su estado también son aspectos para considerar. En esta situación la persona más adecuada para ayudarte es un mecánico.

Antes de comprar el cuadro, puedes llevar este elemento a un taller profesional donde supervisen que se encuentra en buen estado o que una posible reparación no supondrá un dinero a sumar.

¿Tus amigos? No te fíes tanto (escúchalos, pero no son tú)

Tus amigos, siempre y cuando entiendan de esta cuestión, pueden aconsejarte de manera sincera y cercana para que compres un cuadro correcto.

Son las personas que mirarán por tu bien y tus preferencias, pero su opinión no debe ser decisiva, ya que pueden discrepar de tus objetivos y no estar de acuerdo con tu selección.

Escúchalos y compara opiniones, pero la decisión final debe ser tuya.

¿Cuáles son las principales marcas con bicicletas de triatlón?

1. Specialized (Shiv)

Foto: Planeta Triatlón
specialized shiv 2019

Specialized es uno de los principales fabricantes de bicicletas del mundo y una de las marcas que más éxitos ha cosechado en las principales pruebas internacional tanto de ciclismo en ruta como de montaña.

Especialmente, la Specialized Shiv es una de las mejores cabras de triatlón, ya que esta empresa californiana se ha empleado a fondo para conseguir la menor carga aerodinámica posible.

En Kona 2019 tuvimos la oportunidad de asistir a la presentación mundial, y el propio Javier Gómez Noya nos explicó su funcionamiento.

El proceso de optimización aerodinámica se ha desarrollado en pruebas en el túnel del viento. Esto ha dado como resultado es que la Specialized Shiv rápida que se desenvuelve muy bien en situaciones de viento lateral.

2. Canyon (Speedmax)

canyon speedmax 2021 bicicleta de triatlón
Foto: Canyon

Canyon es otro de los fabricantes de bicicletas más reconocidos a nivel mundial. De esta marca alemana destaca la Canyon Speedmax que lanzó en 2015 para triatlón y pruebas contrarreloj.

Este mismo año se lanza al mercado la Canyon Speedmax Disc 2021 que ha logrado un mayor nivel de rendimiento e integración de las soluciones de almacenamiento y nutrición. En este nuevo modelo se han centrado en mejorar la aerodinámica, integración y capacidad de ajuste.  

3. Felt (IA)

daniela ryf alpe d'huez ciclismo ironman daniela ryf alpe d'huez
Foto: TIME Alpe d'Huez Triathlon

Felt es una de las firmas más completas de todo el panorama ciclístico. Dentro de su catálogo de producto es posible encontrar bicicletas de todos los estilos, desde modelos de carretera hasta MTB.

Entre sus modelos se subraya el Felt IA Advanced Ultegra, una bicicleta de triatlón con un cuadro de carbono aerodinámico, cuyo marco está hecho con materiales de primera calidad.

Cuenta con un nivel de integración que ofrece un rango de ajuste para satisfacer las necesidades de todos los atletas sin sacrificar un gramo de resistencia aerodinámica.

3. Orbea (Ordu)

Poco tenemos que contaros sobre Orbea, toda una institución en la fabricación de bicicletas de triatlón, de carretera y MTB.

Entre sus modelos más reconocidos se encuentra la Orbea Ordu, una bicicleta diseña para ajustarse al rango más amplio de triatletas.

Este modelo se entiende como uno de los mejores para competir en contrarreloj y triatlón de larga distancia, manteniendo una buena relación calidad-precio. La reducción de la carga aerodinámica, tanto en la horquilla como en los tubulares, la hacen idónea para estas competiciones.

4. Argon 18

Este fabricante de bicicletas, muy vinculado al triatlón, ofrece la mejor combinación de diseño, innovación y rendimiento. Esta marca canadiense tiene una merecida fama en el segmento de alta gama.

Argon 18 solo fabrica bicicletas de carretera, pista y larga distancia. Su mejora continua e ininterrumpida confiere a las bicicletas Argon 18 una aerodinámica que progresa respecto a cada modelo anterior.

Como dato curioso,el nombre de la marca de inspira en el decimoctavo elemento de la tabla periódica, el argón, un gas noble incoloro e inerte.

¿Y si busco una bicicleta de triatlón barata?

Si lo que estás buscando es una bicicleta de triatlón mas asequible y adecuada a tu presupuesto, nuestra propuesta son las cuatro siguientes:

Felt B12

Felt es una de las marcas de bicicletas de triatlón más reconocidas mundialmente, y se la podemos ver a figuras como Daniela Ryf o Judith Corachán. Su modelo B16, cuya primera edición data de 2015, es una bicicleta perfecta para triatletas principiantes.

Compuesta por un cuadro y horquilla de carbono, su diseño es aerodinámico y el grupo que monta es Ultegra Mix. Este modelo destaca por su ajuste al usuario. La puedes encontrar de primera mano ya por debajo de 1.300 euros.

Giant Trinity Advanced

Es una bicicleta muy cómoda y la más recomendada en cuanto a calidad-precio (2.199,99 dólares = 1.800 euros).

A nivel PRO se la hemos visto a Gustavo Rodríguez o a Gustav Iden.

El cuadro de carbono que monta ha sido diseñado con AeroSystem shaping, mejorando, así, la aerodinámica. Destaca sus manillas Contac por su fiabilidad y comodidad, además el grupo que monta es Shimano 105.

Boardman ATT 9.0

Una bicicleta, también recomendada para principiantes de triatlón, que por un reducido precio (1.119 dólares = 915,9 euros) ofrece un cuadro de carbono, grupo Shimano 105, además de desponer de unas barras Zipp.

Su peso es de 8.9 kg, muy asequible. Su único inconveniente es que resulta muy difícil encontrar en el mercado.

Orbea Ordu M35

La predecesora de la nueva Ordu también es una opción interesante y accesible.

Está montada con Shimano 105, y con manillar Vision, su precio ronda los 1.500 euros.

Canyon Speedmax CF 7.0

Nuestra última recomendación es esta bicicleta que ronda en su versión más accesible los 2.500 euros. A pesar del dinero, se ha querido incluir en este apartado, ya que gracias a las ocasionales ofertas de Canyon Outlet, se puede encontrar más reducida de precio.

Su precio está relacionado con las prestaciones que ofrece y es que su peso es de 8.5 kg y está diseñada con carbono. Destacan sus ruedas Reynolds, el box de almacenaje del cuadro y los acoples.

Otro material que necesitarás en una bicicleta de triatlón

Los componentes de tu bicicleta de triatlón también son importantes.  La ventaja de estas piezas es que son fáciles de actualizar cuando se tiene la necesidad y presupuesto.

Entre estos muchos componentes se encuentran:

  • Sillines, que se pueden cambiar al gusto, independientemente del marco que se lleve.
  • Componentes móviles, como ruedas, manivelas, encadenados, etc.
  • Sistema de frenado y cambio electrónico.
  • Pedales y zapato de ciclismo.
  • Y muchos otros como pueden ser cascos más aerodinámicos, bidones aero, refuerzo de las cubiertas, etc.

Conclusión

Elegir cuadro de bicicleta de triatlón no es una tarea fácil, ni rápida. El dinero invertido y las vías de compra influyen en la decisión, ya que no todo vale.

Seleccionar el modelo que más se ajusta a nuestras preferencias y medidas lleva tiempo y requiere la consulta de especialistas que ayuden a guiarnos. Sin embargo, esperamos que este artículo haya resuelto tus dudas y que sirva de orientación para adquirir este componente que es esencial para el triatlón.

ARTÍCULOS RELACIONADOS