¿Cuáles son las partes de una zapatilla?
/ Running / ¿Cuáles son las partes de una zapatilla?

¿Cuáles son las partes de una zapatilla?

En un reciente vídeo en nuestro canal de YouTube, Gabriel de Miguel, experto en calzado de running de la tienda "SoloRunners", ha compartido con nosotros valiosa información sobre las partes esenciales de una zapatilla y cómo seleccionar el calzado adecuado para cada corredor. Estos consejos se presentan como una guía fundamental para aquellos entusiastas de la carrera que buscan maximizar su rendimiento y comodidad al momento de calzarse.

En el apasionante mundo del running, la elección de las zapatillas adecuadas puede marcar la diferencia. Es vital este elección para poder tener una experiencia gratificante o una llena de molestias y lesiones. Ante la abrumadora cantidad de opciones disponibles en el mercado, resulta crucial contar con la guía de expertos que nos orienten.

El corazón de toda zapatilla

El corazón de cualquier zapatilla de running reside en sus partes fundamentales: el upper, la media suela y la suela. Estos componentes clave desempeñan roles esenciales en el rendimiento y la comodidad durante la carrera. Es fundamental comprender su importancia al elegir el calzado adecuado.

Comenzando por el upper, nos encontramos con la parte que envuelve y protege el pie. Gabriel de Miguel destaca su relevancia, ya que es responsable de brindar sujeción y ajuste. Un upper bien diseñado proporciona estabilidad y evita movimientos excesivos del pie dentro de la zapatilla, lo que puede ayudar a prevenir lesiones. Además, el upper debe ser transpirable para permitir la ventilación del pie durante la actividad física, evitando así la acumulación de calor y humedad.

Pasando a la media suela, nos adentramos en el componente encargado de la amortiguación y la respuesta en cada zancada. La elección de la media suela adecuada depende en gran medida de la pisada y las necesidades individuales. Gabriel resalta la importancia de considerar si se requiere algún control de pronación al seleccionar las zapatillas. Algunos corredores necesitan mayor estabilidad en la media suela para contrarrestar la pronación excesiva. Otros buscan una mayor flexibilidad y respuesta en esta área. La elección correcta de la media suela puede mejorar la eficiencia de la carrera y reducir el impacto en las articulaciones.

Hoka Clifton 9
Foto: Hoka

La suela también juega un papel vital en la tracción y la durabilidad de las zapatillas. El experto enfatiza que la suela es fundamental para la amortiguación y la estabilidad durante la carrera. La elección del tipo de suela adecuado depende del terreno en el que se planea correr. Para superficies lisas y asfalto, se recomiendan suelas con un diseño de agarre adecuado que brinde tracción y resistencia al desgaste. Por otro lado, para terrenos más accidentados como senderos o montañas, es esencial contar con una suela con mayor agarre y protección contra impactos.

Tipo de pisada: Otro aspecto a valorar

La pisada de cada individuo es un factor crucial a considerar al elegir las zapatillas de running adecuadas. Gabriel de Miguel destaca la importancia de comprender y evaluar la pisada para garantizar un calzado que se adapte de manera óptima.

La pisada se refiere a la forma en que el pie aterriza y se desplaza durante la carrera. Existen tres tipos principales de pisada: neutra, pronadora y supinadora. Es fundamental identificar el tipo de pisada de cada individuo, ya que influye en la distribución de la carga y puede tener implicaciones en la biomecánica y la eficiencia de la carrera.

Para determinar el tipo de pisada, se pueden realizar análisis estáticos y dinámicos. En el análisis estático, se observa cómo se distribuye el peso del pie al estar parado. En el análisis dinámico, se analiza el movimiento del pie durante la carrera.

Una vez que se ha determinado el tipo de pisada, se pueden seleccionar las zapatillas adecuadas:

  • Para corredores con pisada neutra, se recomiendan zapatillas con una media suela equilibrada y una suela que proporcione una amortiguación adecuada.
  • Aquellos con pisada pronadora, que se caracteriza por una tendencia a que el pie se incline hacia adentro, pueden requerir zapatillas con soporte adicional en la parte interna de la media suela para corregir este movimiento.
  • Por otro lado, los corredores con pisada supinadora, que se inclina hacia el exterior, pueden necesitar zapatillas con mayor amortiguación en la parte externa de la suela.

Es importante destacar que la pisada puede variar de un corredor a otro e incluso puede cambiar con el tiempo debido a factores como el nivel de condición física, el terreno de entrenamiento y las lesiones previas. Por lo tanto, es recomendable realizar evaluaciones periódicas de la pisada para ajustar el calzado según sea necesario.

comprar zapatillas running black friday
Foto: Nike

El peso de la zapatilla y el drop tienen su relevancia

El peso y el drop de las zapatillas son dos aspectos importantes a tener en cuenta al elegir el calzado adecuado para correr. Gabriel de Miguel, experto en zapatillas de running, destaca cómo estos factores pueden influir en el rendimiento y la comodidad durante la carrera.

El peso de las zapatillas es un aspecto que puede variar significativamente entre diferentes modelos y marcas. Generalmente, se busca que las zapatillas de running sean ligeras para minimizar la fatiga y facilitar una mayor velocidad.

Sin embargo, es importante encontrar un equilibrio entre la ligereza y el soporte necesario para proteger los pies durante la carrera. Algunos corredores prefieren zapatillas más ligeras para competiciones o entrenamientos de velocidad, mientras que otros optan por un mayor nivel de amortiguación y estabilidad, lo que puede resultar en un peso ligeramente mayor.

El drop, por otro lado, se refiere a la diferencia de altura entre el talón y los dedos de los pies cuando se usan las zapatillas. Un drop más alto implica que el talón está elevado en comparación con los dedos, mientras que un drop más bajo significa que la diferencia de altura es menor. El drop puede influir en la forma de correr y en la distribución de la carga en los pies.

Cada marca y modelo de zapatilla tiene su propio drop característico, y no existe un drop ideal que se adapte a todos los corredores. La elección del drop dependerá de la preferencia personal y de la forma de correr de cada individuo. Algunos corredores pueden sentirse más cómodos con un drop más bajo, que fomente una pisada más natural y una transición suave del talón a los dedos. Otros pueden preferir un drop más alto, que proporcione una sensación de mayor estabilidad y apoyo en el talón.

Es importante tener en cuenta que tanto el peso como el drop de las zapatillas pueden variar según el tipo de zapatilla y su finalidad. Por ejemplo, las zapatillas de competición suelen tener un peso más ligero y un drop más bajo, ya que se enfocan en la velocidad y la respuesta rápida. Por otro lado, las zapatillas de entrenamiento o para largas distancias tienden a ofrecer más amortiguación y estabilidad, lo que puede resultar en un peso ligeramente mayor y un drop más alto.

kjerag kilian jornet
Foto: NNormal

El mercado está lleno de opciones para elegir

Gabriel no olvida mencionar la importancia del contrafuerte. Este elemento proporciona firmeza en la caída del pie y protección en el talón, aspectos clave para evitar lesiones y asegurar una carrera cómoda y segura.

El mundo de las zapatillas de running ofrece una amplia variedad de opciones, y es necesario conocer las características de cada tipo para elegir sabiamente. Gabriel destaca las diferencias entre las zapatillas de trail y las de asfalto, señalando que sus propiedades varía según el terreno en el que se practica la carrera.

Además, se aborda una tendencia en alza: los rockers o meta rockers presentes en algunas zapatillas. Estos elementos influyen en la forma de correr y en la estabilidad durante la carrera, y cada vez más corredores se sienten atraídos por sus beneficios.

Gabriel de Miguel finaliza el análisis de las diversas zapatillas con una interesante distinción entre las zapatillas más rápidas y aquellas que brindan mayor estabilidad. Las primeras suelen tener menos contrafuerte y mayor amortiguación en el metatarso, lo que favorece la velocidad. En contraste, las zapatillas más estables cuentan con una media suela más consistente. Esto brinda un soporte adicional para corredores que buscan una mayor seguridad en su pisada.

Descubre todo esto y muchas más cosas interesantes, en el último vídeo de Planeta Triatlón y empieza a elegir con cabeza lo que mejor se adapta a tus pies.

ARTÍCULOS RELACIONADOS