Actualidad / Running / Eliud Kipchoge: ¿en qué estás trabajando?

Eliud Kipchoge: ¿en qué estás trabajando?

"Ya no controlamos lo que ha pasado, pero podemos controlar dónde estamos ahora y hacia dónde nos dirigimos".

Dos días después de ganar el maratón de Tokio con un tiempo récord de 2:02:40, Eliud Kipchoge volvió a casa, a Kaptagat, en Kenia. Con un palmarés y un legado deportivo en el que queda poco por hacer, uno de los mejores maratonianos de la historia -por no decir el mejor-, tiene en la actualidad una nueva tarea, tal como se puede ver en el último vídeo de Nike, colgado en su canal de youtube.

"Cuando estoy corriendo, pienso en dos cosas. Pienso en un bosque deforestado, talado en un futuro, en el que hay contaminación. Ya no hay sitio para entrenar y no se puede obtener aire limpio. Por otro lado, pienso en un bosque que se ha conservado bien, en el que se han cuidado los caminos y la gente disfruta corriendo en un entorno saludable", explica Kipchoge en los primeros minutos.

Foto: Instragram // Eliud Kipchoge

"Creo que me identifico por la autodisciplina, la valentía, la asunción de riesgos y el amor por el cambio". Gracias a él, es más sencillo entender el contexto en el que nos encontramos, y asumir las nuevas situaciones.

Ante ellas, Kipchoge está decidido a que su legado sea un planeta mejor. "Quiero que Kenia sea lo más verde posible".

El nuevo objetivo de la Fundación de Eliud Kipchoge

Es por este motivo, para conseguir una Kenia más sana, que Eliud y su fundación, dedicada a la conservación, la educación y la salud, se han hecho con 130 hectáreas en su ciudad de residencia, Kaptagat, en la que tienen "previsto plantar unos 50.000 árboles cuando lleguen las lluvias en los próximos dos meses".

"He aprendido que la única opción es cuidar el mundo, porque éste es nuestro único hogar".

El porqué de este interés en dejar un mundo mejor, se explica por el contexto en el que Kipchoge creció y ha vivido. "Crecí en una pequeña familia de cuatro hijos y una madre soltera. Quiero trabajar duro y llenar de amor a mis hijos, asegurarme de que mis hijos estuvieran cómodos y fueran felices, y que realmente tuvieran valores".

Kipchoge
Foto: worldathletics

"Confío en que es la única manera de sacarlos adelante y ayudarles a sobrevivir cuando yo no esté".

"Correr me despierta todos los días, despierta mi conciencia, rejuvenece mi vida. Cuando yo ya no esté aquí, confío en que el mundo será un mundo de corredores y el mundo será pacífico, positivo y saludable".

Y esta labor que tanto su fundación como él se han marcado, quiere no solo quedarse en Kenia, sino ser un ejemplo para que trascienda más allá y otros se hagan eco de sus palabras. "Tenemos que transmitir la idea de que correr puede cambiar tu vida, correr puede hacerte pensar correctamente, entenderte a ti mismo, entender todo tu cuerpo".

"Porque si te escuchas a ti mismo, siempre estarás en la dirección correcta".

ARTÍCULOS RELACIONADOS