Como afrontar el entrenamiento en Navidad: así lo viven los PROs
Foto: Ruth Astle / Two26 photography
Entrenamientos / Triatlón / Como afrontar el entrenamiento en Navidad: así lo viven los PROs

Como afrontar el entrenamiento en Navidad: así lo viven los PROs

Intentar no perder la forma en Navidad es, probablemente, el mayor reto de todo aficionado al deporte en estas fechas tan señaladas. La clave quizá pasa por entender que el entrenamiento en Navidad tiene sus peculiaridades y debemos ser algo flexibles.

Una manera rápida de aprender a gestionar nuestra preparación en esta época es echar un vistazo a lo que hacen los PROs, de los que siempre podemos aprender cosas que incluir en nuestros entrenamientos.

Así que veamos algunos consejos de los triatletas profesionales sobre cómo enfocar tu planificación de entrenamientos durante las vacaciones de Navidad.

Trabaja en tus debilidades técnicas

El invierno es una buena época para trabajar la en la mejora técnica. Céntrate en acabar con los malos hábitos e introduce nuevos patrones de movimiento.

Más adelante, cuando llegue el momento de comenzar con la intensidad y los entrenamientos exigentes, todo lo aprendido estará listo para ser aplicado.

Es lo que hace David McNamee: "En invierno encuentro motivación para trabajar en mis debilidades técnicas que me han frenado durante la temporada de carreras", asegura el dos veces tercero en IRONMAN Kona.

Pero hay más: entrenar en compañía o realizar las sesiones más duras en el rodillo para huir del frío son otros de los consejos del británico que recoge Incusperformance.

david mcnamee cervelo px5 acoples personalizados
Foto: Instagram // David McNamee

Deja que tu plan sea flexible

Vale que los triatletas solemos ser deportistas muy comprometidos con el plan, pero la Navidad no es momento para volverse rígido.

Aún quedan muchos meses para los grandes objetivos de la temporada y es momento de ser algo flexible y permitirte cierta libertad. De lo contrario, llegarás a los meses más cruciales quemado.

Aprovecha ahora para disfrutar de tus amigos y de tu familia, porque quizá no puedas hacerlo más adelante como te gustaría si quieres ir realmente en serio.

Y si eres de esos deportistas a los que les cuesta salirse del plan, hacer coincidir tu parón entre temporadas con las fechas navideñas es una buena táctica para no sufrir por el entrenamiento.

Busca nuevas motivaciones

El invierno es ese momento del año ideal para desafiar tu mente y tu cuerpo con nuevas aventuras. Busca nuevas motivaciones o actividades que te ayuden a mantenerte en forma, pero sin que te desgaten mentalmente, algo muy importante en un deporte tan intenso como el triatlón.

Es lo que hace Kimberley Morrison durante los meses más fríos del año: recorrer las dunas de arena helada de la costa de Norfolk en bicicleta de gravel o "disfrutar de algunas carreras populares".

Algo que hemos visto hace recientemente a Jelle Geens y David McNamee, por ejemplo. Ambos triatletas, residentes en Girona, completaban hace unos días una ruta de 118 kilómetros sobre sus bicis de gravel.

Haz que el entrenamiento forme parte de tu vida social

La Navidad es la excusa perfecta para salir con los viejos amigos del pueblo en bici o hacer una tirada larga a pie para ponerse al día. Compaginar deporte con una buena charla hará que no puedas reprocharte nada: estarás sacando partido a tus entrenamientos y a tu vida social.

Además, ya sabes que hay unas cuantas razones para entrenar acompañado, y una de ellas es que, si quedas con un amigo, es mucho más difícil dejarle plantado y quedarse en la cama cuando no te apetece entrenar.

Rodearte de gente es una motivación más que suficiente, tal y como apunta Ruth Astle, ganadora de IRONMAN Mallorca y IRONMAN Sudáfrica: "Me encanta entrenar y tengo un buen grupo con el que entrenar, así que el entrenamiento es también una gran parte de mi vida social".

Ponte objetivos

Para Tom Davis, con menos horas de luz y las carreras muy lejos, "mantener la motivación en invierno puede ser difícil". Por eso el británico se asegura de participar en algunas pruebas "para mantener mi motivación alta".

Y es que la figura del triatleta es competitiva por naturaleza, resulta complicado no querer colgarse un dorsal en algunas de las carreras que encontramos en estas fechas.

Sin embargo, todos sabemos que la forma no es la deseada en estos meses, por eso tomar la salida en una San Silvestre o una carrera local donde las expectativas de rendimiento sean menores, es una forma divertida de mantenerse en forma y desarrollar tus habilidades.

Como apunta Davis, es una manera de "tener objetivos más pequeños hacia los que apuntar en lugar de mirar siempre hacia la próxima temporada".

entrenamiento navidad
Foto: Instagram / Thomas Davis

Sé amable contigo mismo

"Creo que podemos ser demasiado duros con nosotros mismos y, a menos que tengamos una gran carrera a la vuelta de la esquina, un poco de recuperación extra y unos cuantos vasos de vino y pasteles de carne durante unos días no es necesariamente algo malo", dice la campeona del mundo de paratriatlón Claire Cashmore.

A veces nos cuesta entenderlo, pero un día de relax o algunos caprichos culinarios en Navidad no van a tirar por la borda nuestra temporada.

Aún faltan unos cuantos meses para tus principales objetivos y necesitas un equilibrio en tu vida, es importante para tu bienestar mental y físico. Así que tómate las cosas con tranquilidad por el momento y relájate.

"También es importante conseguir el equilibrio y dejar que haya tiempo de calidad con la familia y los amigos", apunta la deportista olímpica.

Cashmore también alude a la táctica de planificar el entrenamiento de manera que los días importantes de Navidad coincidan con días de recuperación.

Y tu ¿te tomas la Navidad con otra filosofía?

ARTÍCULOS RELACIONADOS