John McAvoy: de criminal a uno de los mejores triatletas de larga distancia
Actualidad / Triatlón / John McAvoy: de criminal a uno de los mejores triatletas de larga distancia

John McAvoy: de criminal a uno de los mejores triatletas de larga distancia

Hace un par de años John McAvoy terminó su primer Ironman, algo que para todo triatleta tiene un valor sentimental especial por ser el primero. Pero para McAvoy terminar los 3,9 kms de natación, 180kms de bici y 42,195 kms de carrera a pie le supo especialmente a libertad, más allá del cansancio que para otros triatletas pueda suponer. Se sintió un verdadero privilegiado por poder correr al aire libre después de pasarse 10 años detenido en prisión.

"No es una experiencia que pueda recomendar ni desear a nadie, pero estar metido entre rejas 10 años te va creando una resistencia mental que ayuda a convertirte en uno de los atletas de resistencia más duros del mundo", dice John McAvoy.

Foto: therealmcavoy.com
Foto: therealmcavoy.com

“Recuerdo las palabras de un oficial de prisión que me dijo una vez cuando pulvericé el récord de remo indoor  estando todavía en la cárcel: ¿Sabes qué?, John, tienes un don. No solo estás en forma, sino que sabes sufrir. Es una mezcla explosiva”.

La historia de John McAvoy

La historia de este triatleta de 33 años es todo menos normal. Solo hay que leer su autobiografía publicada recientemente para darse cuenta. Nació dentro del crimen organizado. Su tío era miembro de una famosa banda de delincuentes, su padastro estaba cumpliendo una sentencia a cadena perpetua por robo a mano armada. A los 16 años ya estaba armado y se dedicaba a asaltar las furgonetas blindadas que reponían los cajeros automáticos de Londres. A los 18 años tuvo su primera condena de 5 años por robo a mano armada. Cumplió dos años y salió fuera dispuesto a dar todavía más guerra. “Nadie me obligó a nada. Fue todo responsabilidad mía”, dice. “Pero no solo quería ser un criminal, quería ser el mejor”.

Poco después de salir de prisión volvió a meterse en líos de robos y esta vez fue condenado a cadena perpetua por conspiración de robo a mano armada junto con otros compañeros de profesión. Debido a sus antecedentes familiares, se le suponía que tendría contactos para facilitar su fuga, por eso fue enviado a una prisión de alta seguridad en Belmarsh, una prisión dentro de una prisión. Una vez trasladado allí, Mcavoy se dio cuenta de dónde se había metido de verdad.

Foto: therealmcavoy.com
Foto: therealmcavoy.com

Veintitrés horas metido en su celda para darle vueltas a la cabeza y volverse loco. A McAvoy se le ocurrió la feliz idea de crear una rutina dura de entrenamiento dentro de su celda: mil fondos, mil escalones y otros mil burpees, rutina que le tenía entretenido más de dos horas al día. Eso me hacía sentir vivo, dijo. Después de 2 años de buena conducta, fue trasladado a la prisión convencional de York, donde dedicaba todo el tiempo que podía a ir al gimnasio. “Fue entonces cuando me di cuenta de mis aptitudes”. “Nunca había tenido interés por el deporte, no lo hice cuando era niño, no sabía qué era bueno y qué era malo. En las competiciones de fitness que teníamos en la cárcel, nadie se atrevía a acercarse a mí. Empecé a crearme la fama de ser el prisionero más en forma. Y eso me gustaba”

A estas alturas, McAvoy no tenía ninguna intención de cambiar. Solo estaba tomándose un tiempo hasta que le trasladaran a una prisión abierta para escaparse y volver a su pasado criminal. Las cosas cambiaron cinco años después de su sentencia cuando vio en las noticias de TV cómo su mejor amigo había muerto asesinado en un coche al intentar escapar de un robo. “Algo cambió en mi cabeza, ¿Qué he hecho con mi vida? Desde los 17 hasta los 27 años he estado en la cárcel. No tengo nada”

El Remo

Fue entonces cuando descubrió la máquina de remo. Y cuando un empleado de prisión se dio cuenta de lo bueno que era y de las marcas que hacía. Estableció el récord británico de remo indoor en distancia maratón y después pulverizó el récord del mundo de remo indoor en 24 horas. Al salir en libertad, lo único que quería comprobar es si era tan bueno remando sobre el agua.

Al día siguiente de salir en libertad, ya estaba en el Club de Remo de Londres, en Putney, ¡menudo contraste! “Pensaba que aquello iba a ser muy elitista y que me mirarían de arriba abajo. Lo que ocurrió cuando llegué allí es que todos me acogieron con mucho cariño”.

Mi círculo social cambió de la noche a la mañana, de ladrones a deportistas. Todo el mundo me echó una mano, los remeros de Cambridge me dedicaban su tiempo, gente que había ganado en Henley ayudándome en el agua, Alex Gregory ayudándome en el gimnasio…

Durante un año estuvo ganándose la vida como entrenador personal, sin que nadie supiera sus antecedentes penales. McAvoy se dio cuenta que había querido dedicarse al remo cuando ya era muy tarde, si no estás metido en esto a los 23, pierdes tu turno. Pero lo que él quería ser es un deportista profesional a nivel élite, cosa que el remo ya no le podía dar.

Foto: therealmcavoy.com
Foto: therealmcavoy.com

El triatlón de larga distancia

Y así es como llegó al mundo Ironman, donde puedes ser Campeón de Mundo, como el australiano Craig Alexander, a los 39 años. Éste es un deporte en el que la resiliencia mental es tan importante como la capacidad cardiovascular. Donde la capacidad de sufrimiento es primordial, un deporte hecho a su medida. Eso sí, no sabía nadar y no había montado en bici desde los 12 años. Pero esto era un tema menor para McAvoy, y seis semanas después de decidir que éste era su deporte, estaba terminando su primera distancia Ironman en poco más de 11 horas.

En los siguientes dos años, McAvoy ha estado limando sus tiempos intentando acercarse a ese récord del mundo estratosférico de Jan Frodeno (7:35:39, conseguido en Roth este año). Aunque no puede viajar a Estados Unidos por sus convicciones y el Campeonato del Mundo se celebra en Hawaii, McAvoy quiere llegar a lo más alto en Europa. “¡No me rendiré hasta que lo consiga!"

 

Foto: therealmcavoy.com
Foto: therealmcavoy.com

Fuente: Telegraph.co.uk

ARTÍCULOS RELACIONADOS