Foto: Talbot Cox
Actualidad / Triatlón / Lionel Sanders: "Soy uno de esos idiotas que tiene que probarlo todo por sí mismo y cometer tremendos errores"

Lionel Sanders: "Soy uno de esos idiotas que tiene que probarlo todo por sí mismo y cometer tremendos errores"

Lionel Sanders volvía ayer a la competición, y lo hacía con victoria. Tras algo más de mes y medio después de su segunda plaza en el Campeonato del Mundo de IRONMAN, y tras desplazarse a Flagstaff para entrenar en altura a imagen y semejanza de Gustav Iden y Kristian Blummenfelt, el de Montreal volvía a tierras canadienses para enfrentarse a IRONMAN 70.3 Mont Tremblant, donde ya había ganado en 2016, 2017 y 2018.

"No he podido sacar muchas conclusiones del entrenamiento en altura", escribía esta pasada madrugada en instagram, "pero no obstante ha sido un día divertido".

El discípulo de Mikal Iden ha cimentado su victoria en el segmento ciclista, en el que ha logrado el mejor tiempo pese a un pinchazo que le ha hecho perder prácticamente dos minutos, sabiendo mantener posteriormente en la carrera a pie.

Aunque no ha marcado el mejor tiempo en los 21 kilómetros finales -honor que ha correspondido al mexicano Tomás Rodríguez-, su 1h13'58" le ha sido suficiente para mantener algo más de dos minutos de ventaja y afrontar el siguiente bloque de entrenamiento con garantías.

Kona, el gran objetivo

A partir de ahora, toca pensar en Kona y el segundo Campeonato del Mundo de IRONMAN, con paradas en las pruebas de la PTO (tanto la que se disputa en Canadá como la de Estados Unidos), consciente de la responsabilidad que conlleva el segundo puesto logrado en mayo.

No obstante, él mismo le quita importancia al éxito logrado en St. George: "He sido subcampeón del mundo dos veces", ha explicado en su último vídeo colgado en youtube. "La primera fue muy satisfactoria, con la sensación de «buen trabajo tío, vas por el buen camino», y luego sin embargo lo tiré todo por la borda".

Lionel Sanders
Foto: Talbot Cox

Hace ya cinco años, cuando Patrick Lange le superó a apenas cuatro kilómetros para meta, Lionel dio un salto cualitativo en su carrera profesional, pasando directamente a pelear de tú a tú con los grandes nombres. "Perdí por dos minutos y veintisiete segundos", recuerda, "y en lugar de progresar un poco más, o incluso seguir por el mismo camino, lo tiré todo por la borda y perdí cuatro años de mi vida".

Fue, conviene recordar, la época en la que comenzó a experimentar, a tratar de hacer entrenamientos diferentes al resto de sus rivales sin la supervisión de los expertos. El resultado: puesto 28 en 2018 -el del famoso "me he autoentrenado y soy un incompetente"-, y puesto 22 en 2019.

Todo apunta a que ahora quiere llegar a Kona en diferentes condiciones, y poder ser mucho más competitivo: "no volví al buen camino hasta la Collins Cup de 2021, cuando comencé a trabajar con Mikal Iden".

"Ahora voy a necesitar otros tres años, en los que tengo que estar completamente centrado, para alcanzar todo mi potencial".

¿Tienen margen de mejora Kristian Blummenfelt y Gustav Iden?

Dado que comparte entrenador con ellos, Lionel Sanders pasa por ser de los que más conoce a los noruegos de moda, Kristian Blummenfelt y Gustav Iden, que a sus 28 y 27 años, respectivamente, pasan por ser el futuro de la media y larga distancia.

"Mucha gente piensa que van a seguir mejorando", reflexiona Lionel en su vídeo, "pero esta gente son deportistas de alto nivel que ya están muy refinados. Están muy por delante de mí, porque yo malgasté tres años al no entrenar para ser un atleta de alta resistencia propiamente dicho y ahora me va a costar otros tres años conseguirlo".

Lionel Sanders
Foto: Instagram Lionel Sanders / Talbot Cox

Lo que más valora de ambos es la capacidad de aprender que tienen. Frente a la capacidad de experimentación de Sanders estas últimas temporadas, está el escuchar, formarse y creer en el trabajo de los profesionales: "Si tienes un buen entrenador y lees libros y todo eso puedes tener conocimientos sobre un montón de cosas incluso si no las has experimentado, y eso es lo que creo que hacen Gustav, Kristian y otros tantos".

"Yo soy uno de esos idiotas que tiene que probarlo todo por sí mismo y cometer tremendos errores".

"No sé por qué me cuesta tanto aprender de las experiencias ajenas y escuchar a los demás. Siempre pienso «no, quizás yo soy diferente», pero estos chavales parecen ser mucho mejores que yo en esto de escuchar y aprender de las experiencias de otros, de interiorizarlas y no tener la necesidad de cometer esos mismos errores".

Pese a ello, pese a este pasado en el que ha denostado el trabajo de los entrenadores y ha preferido la política del ensayo y error, no cambiaría nada de lo que hasta el momento ha hecho: "no me arrepiento, porque me ha ayudado a solidificar todas las lecciones, y me ha hecho más fuerte mentalmente".

ARTÍCULOS RELACIONADOS