Foto: Titan Desert
Actualidad / Triatlón / Saleta Castro: "El deporte, cuanto más duro sea, mejor"

Saleta Castro: "El deporte, cuanto más duro sea, mejor"

Saleta Castro comenzó a trabajar con Víctor Arroyo hace solo unos meses, pero los resultados están ahí: se plantó en el Campeonato del Mundo de larga distancia de Almere tras casi dos años y medio sin competir en los 226 kilómetros, y se hizo con un octavo puesto.

Ahora, en un impás del entrenamiento de triatlón, la tenemos enfrentándose a la Titan Desert en tierras marroquíes.

No es la primera experiencia ante otras disciplinas, ya que este año, a finales de junio, participó en el Campeonato de España de raid con muy buenos resultados, siendo subcampeona de su categoría. "Este fin de semana es de los que no voy a olvidar por todo lo que sufrí", llegó a escribir tras casi 18 horas compitiendo.

Su debut en la Titan Desert

"La Titan era una prueba que tenía marcada desde hacía muchísimos años, por su dureza y por ser en Marruecos", explica en la entrevista.

"La vi por televisión ya en 2010 y me enganchó. Quería haberla corrido ya el año pasado y se suspendió por la pandemia y se trasladó a Almería, donde estuve y fue espectacular. Pero quería participar en una que fuera aquí”.

"Me imaginaba la prueba dura pero no tanto" reconoce sobre una prueba a la que ha acudido con Víctor Benages. "Y me queda la navegación y las dunas, algo que no hemos hecho nunca. No podemos perdernos y hacer muchos kilómetros de más…”.

saleta castro titan
Foto: Titan Desert

Su relación con el triatlón de larga distancia

"El deporte, cuanto más duro sea, mejor", ha reconocido en una entrevista en La Vanguardia, lo que explica su afición a la larga distancia desde que comenzase en triatlón: el 19 de mayo del año próximo, cuando tenga 34 años, se cumplirán diez de su debut, cuando logró un quinto puesto en IRONMAN Lanzarote, su carrera.

En Lanzarote ha corrido hasta en siete ocasiones: una tercera plaza, tres quintos puestos, un cuarto, un séptimo y solo un abandono, en 2016.

Tras su victoria en IRONMAN Maastrich de 2017 llegó a reconocer que seguía quedándose con Lanzarote como prueba preferida, pese a la victoria en tierras neerlandesas.

"Mi sueño era estar en el Campeonato del Mundo de IRONMAN”, comenta en la entrevista, algo que consiguió en 2016, cuando terminó en la posición 32 con un tiempo de 10:17:50.

"Después de una mala época vuelvo a tener esa ilusión y ganas para volver a Kona y poder hacer una buena carrera para mí", confesaba en otra entrevista, en Marca, solo hace unos meses.

¿Podrá de la mano de Víctor Arroyo y las ganas de seguir mirando al futuro?

ARTÍCULOS RELACIONADOS