Tamara Gómez: “El día que me lo detectaron se acabó mi sueño olímpico”
Actualidad / Triatlón / Tamara Gómez: “El día que me lo detectaron se acabó mi sueño olímpico”

Tamara Gómez: “El día que me lo detectaron se acabó mi sueño olímpico”

El pasado 29 de febrero siempre es un día especial. Al final es una fecha que solo pasa cada cuatro, cada vez que nos tac vivir un año bisiesto. Los 29 de febrero están catalogados como el Día Mundial de las Enfermedades Raras.

Nos sirve para recordar que hay gente que no tiene visibilidad y tiene que pasar por situaciones difíciles, como toda enfermedad, pero encima vivir con la angustia de que su caso puede no tener solución debido a esa rareza.

'Tour Universo Mujer' ha entrevistado a Tamara Gómez, primera española en ganar una Copa del Mundo y cuya retirada va a cumplir 2 años, para que compartiera su experiencia. La deportista ha relatado cómo vivió todo el proceso: desde que tenía los primeros síntomas del síndrome de atrapamiento poplíteo hasta el momento en el que dijo 'hasta aquí'.

El año 2016 marcaba el inicio de un calvario

La historia de Tamara Gómez es un relato de éxitos, desafíos y una resiliencia sin igual. "En mis últimos años no he podido entrenar con continuidad y no he podido entrenar a alto nivel", confiesa la deportista, evidenciando las dificultades que ha tenido que hacer frente en sus últimos años como profesional.

Sin embargo, lejos de rendirse, Tamara fue todo un símbolo de perseverancia: "Me he tenido que adaptar a la situación, aceptarlo y luchar por superarlo". Y es que la ilictana se hacía con el doble reinado nacional de triatlón sprint y olímpico en 2019, con una tremenda carrera en A Coruña.

Foto: 20minutos

Sin embargo, una fractura de vértebra en el 2016, año en el que eran los JJOO de Río de Janeiro, ya ponía a prueba su determinación. "Era año olímpico, tenía que seguir compitiendo... Seguí entrenando con mucho dolor hasta que un día sentí un dolor que no había sentido en mi vida". Aquel día, su sueño olímpico se desvaneció.

Tras recuperarse de la fractura, la bronce en el europeo de triatlón sprint de 2019 enfrentó un nuevo desafío: el diagnóstico del síndrome de atrapamiento poplíteo. "Me levanté una mañana con muchísimo dolor en las piernas... Lo que me pasa no es algo muy común".

La complejidad de esta condición, donde "el gemelo está mal formado y me pasaba por encima de la arteria", significó enfrentarse a isquemias intermitentes y la amenaza real de perder la movilidad de sus piernas.

"No te voy a operar para volver a correr, voy a operarte para salvarte las piernas"

La cirugía emergió como la única solución, no para retomar su carrera deportiva, sino para salvar sus piernas. "No te voy a operar para volver a correr, voy a operarte para salvarte las piernas", le explicaron. La incertidumbre sobre el resultado de la cirugía y las posibles consecuencias ponían la situación cada vez más difícil, pero Gómez enfrentó este momento con la misma fortaleza que caracteriza su trayectoria deportiva.

Tamara Gómez
Foto: Twitter // Tamara Gómez

A pesar de los obstáculos, la ilicitana logró volver a correr, aunque consciente de que "la cosa no estaba bien como estaba antes". Aprendió a convivir con el dolor, encontrando en cada competencia un motivo de alegría y satisfacción. "Disfrutaba de cada carrera. En ningún momento he disfrutado tanto, como ese año de mi vuelta a la competición", afirma.

El retiro forzoso de la competición profesional en el 2022 no fue una decisión propia, sino una medida necesaria ante el riesgo de perder las piernas. Sin embargo, Tamara Gómez ha logrado extraer lecciones valiosas de su experiencia: "He sacado positivo que me he conocido más a mí misma... Te tienen que pasar cosas en la vida para relativizar y aprender lo importante".

ARTÍCULOS RELACIONADOS